Buscar en el blog

Los más vendidos

LA VISIÓN DE LOS BEBES

LA VISIÓN DE LOS BEBES

Victor Cruz feb 14, 2020 Salud visual 0 Comments

Los bebes desarrollan la visión a medida que van creciendo, no se nace con todas las habilidades visuales desarrolladas, sino que estas se van adquiriendo con el paso del tiempo, igual que desarrollan la psicomotricidad, la sociabilidad, la afectividad etc.

Los juguetes son un estímulo para el desarrollo visual y es imprescindible, según va creciendo, adaptarlos a su edad, así pues los juguetes con melodía estimulan el oído, los que tienen textura el tacto y los que tienen colores vivos la visión.

El primer rostro que reconoce él bebé es el de la madre, pero no lo ve en detalle. Reconoce el contorno del pelo y el contraste, porque es un estímulo grande, pero si se ocultara el pelo con un pañuelo o gorro, al bebé le costaría reconocerla. Sus ojos, al nacer, solo ven en gama de grises y pasada la primera semana, el primer color que verá será el rojo y el que tardará más en ver será el azul y el violeta tampoco será demasiado sensible a la luz por, lo que dejar una pequeña luz encendida en la habitación no le impedirá dormir.

ETAPAS EN EL DESARROLLO VISUAL

1- De uno a tres meses:

En esta etapa los ojos no trabajan juntos. Todavía no se ha desarrollado la visión binocular y solo alcanzan a ver a una distancia de entre 30cm a 40cm. Aquí los juguetes deberían ir orientados a su estímulo auditivo y visual. (Móvil o carrusel musical con colores vivos).

En estos primeros meses de vida, ¿sabías que en cada minuto de vida de un recién nacido se generan 4'7 millones de nuevas conexiones neurológicas? Esto se debe a la estimulación que él bebe recibe a través de diferentes sentidos:

-Auditivo

-Visual

-Táctil

-Y muy importante, el cinestésico (es el sentido que informa al organismo de la posición de los músculos) se desarrolla a través de las caricias, cuando se le columpia o balancea.... con movimientos rítmicos y también a través de movimientos que él bebe hace espontáneamente.

En esta etapa, para estimular las habilidades visuales, podemos cambiar la posición de la cuna o también la posición del bebé dentro de esta y a la hora de alimentarlo, alternar entre lado izquierdo y derecho.

2- De tres a seis meses:

A partir del tercer mes de vida, el niño empieza a desarrollar la coordinación ojo-mano (el sistema visual guía al sistema motor para tener una respuesta motora eficaz ante un estímulo visual). A partir de los 6 meses, empieza a tener una visión binocular y cromática. En esta etapa es consciente de controlar la dirección de su mirada y manos para empujar y coger objetos. Aquí es el momento de jugar con cubos que se apilan o empujar cochecitos.

3- De seis meses a un año.

Ya puede mantenerse sentado en una trona con un buen dominio de la cabeza, lo que le da una representación bidimensional más amplia dentro de su campo visual. Es posible que el pequeño gatee y esta fase es muy importante en la visión. Al gatear se desarrolla la convergencia visual y la capacidad de enfoque de los ojos. Al gatear, el niño mira al suelo enfocando a corta distancia y después cambia y mira hacia adelante para seguir gateando (está alternado una visón de cerca con una más lejana). El gatear favorece al desarrollo de la visión binocular, la motilidad ocular y el reflejo postural, además de que minimiza el riesgo de que en un futuro se pueda tener problemas de lateralidad cruzada, ya que el gateo activa los dos hemisferios laterales y desarrolla la coordinación ojo mano, muy importante cuando el niño aprenda a leer y escribir. Es por eso que os animamos a jugar gateando con vuestro bebé y que no paséis esta etapa demasiado rápido por la ilusión de verlo andar con prontitud.

En este periodo el niño reconocerá figuras geométricas, por lo que le gustarán los juegos en los que deba hacer coincidir un espacio con la forma de la pieza.

4- De uno a dos años

La coordinación ojo-mano y la visión en profundidad, están desarrolladas. A esta edad el niño explora lo que le rodea, mira, escucha y reconoce objetos e imágenes. Con lo que se puede adentrar en el mundo de los libros, porque reconocerá figuras, animales que aparecen en ellos… y puede hacer garabatos con lápiz.

5- A partir de los tres años

En esta edad, el niño tiene sus preferencias para divertirse, pero hay que intentar compartirlas con él para detectar si tiene algún problema en la visión. Es una edad perfecta para saber si identifica bien los colores, si sus dos ojos trabajan bien y coordinados y si tiene un buen campo visual.

Leave your reply

*
**Not Published
*Site url with http://
*